No tiene artículos en su carrito de compras.

Subtotal: € 0,00

Curiosidades citrícas

  • Las Clemenvillas, las más dulces y jugosas.

     

    clemenvilla zumo

    ¡Nuestras mandarinas Clemenvillas ya están es su punto justo de maduración y hemos iniciado su recolecta!

    Estás mandarinas son las grandes desconocidas,  ya que son  las Clementinas las más famosas de entre todas las variedades de mandarinas y terminan robando el protagonismo. Sin embargo, en esta ocasión, la menos conocida es la más dulce y jugosa.

    Las Clemenvillas destacan por su aspecto, como todas las mandarinas son ovaladas, pero su color es muy rojizo y su piel muy fina, brillante y prieta. Además suelen ser de un tamaño mayor al resto de variedades y destaca su alto contenido en zumo. Por efectos de la polinización también es posible que tengan en su interior alguna semilla, aunque no excesivas.

    Esta variedad llega a España en 1978 y empieza a cultivarse en la Comunidad de Valencia, desde donde se extiende y comercializa por todo el mundo. La temporada de recolección de esta variedad suele centrarse en los meses de enero y febrero. Sin embargo, como siempre en agricultura, todo depende de las condiciones climatológicas y esta temporada la cosecha se ha retrasado unas semanas y  no hemos podido empezar a recolectarlas a mediados de enero. Pues las altas temperaturas han hecho que su maduración venga un poco tardía, sin embargo, el resultado no ha podido ser más bueno, pues las mismas temperaturas que han hecho demorar también provocan que la fruta adquiera más azúcar.

    Al tener un tamaño más grande que otras mandarinas hace que el uso de las Clemenvillas no se reduzca únicamente para comer de postre, pues también se suele utilizar para zumo. Su piel prieta hace que no se rompa en el exprimidor, su tamaño que sea manejable en el mismo y su exquisito sabor que el resultado sea un zumo increíblemente dulce que gustará a toda la familia.

    Como sabéis nuestros cítricos son completamente naturales, no pasan por cámaras ni están impregnadas con ningún tratamiento químico que afecte a su conservación natural. Las Clemenvillas pueden aguantar entre 3 semanas y 1 mes desde su recolección, siempre y cuando se conserven en un lugar seco y fresco, durante este tiempo sus propiedades estarán intactas. Nosotros recomendamos que, cuando recibas la caja en tu casa, quites parte de las mandarinas de la misma y las coloques en otros recipientes, y, sobretodo que muevas la que quedan a la parte de abajo, así evitaras que éstas aguanten todo el peso y se conserven mejor.

    Anímate a probar esta variedad de mandarinas, nosotros la recomendamos 100%. ☺

  • ¿Los cítricos son frutos climatéricos?

    naranjas en octubre Naranjas en octubre

     

    Seguro que habéis pasado por el supermercado en los meses de verano y habéis encontrado en la sección de frutería naranjas e incluso mandarinas. Nos es raro ver cítricos procedentes de países lejanos en los supermercados y fruterías durante su temporada “natural”, pero, ¿por qué también los encontramos cuando no están de temporada?

    A diferencia de otras frutas o verduras, los cítricos son frutos no climatéricos, es decir, no siguen con su proceso de maduración una vez separados del árbol. En ellos el etileno no regula su maduración, este componente acelera la degradación de clorofilas y pigmentos que proporcionan color al fruto, por lo que el color en los cítricos no siempre es un indicativo de maduración interna. Hay mandarinas o limones que pueden tener un aspecto más verdoso de piel, pero por dentro su grado maduración es óptimo, con los niveles de azúcar y jugo adecuados para su consumo.

    Los grandes almacenes y cadenas distribuidoras de cítricos recolectan las naranjas cuando todavía no han desarrollado su proceso completo de maduración. Al ser frutas no climatéricas, su maduración se ve interrumpida una vez se recolectan, es entonces cuando se almacenan en cámaras durante meses, para su conservación y se impregnan con ceras y colorantes, así por fuera lucen un aspecto apetecible que llama la atención de los consumidores. Sin embargo, por dentro, el fruto, no ha madurado, carece de jugosidad y sabor, y lo que es más importante de vitaminas y nutrientes.

    Las naranjas de la variedad Valencia-Late son las últimas de la temporada, se pueden recolectar ya maduras durante los meses de mayo y junio, las grandes industrias, las recolectan a finales de abril y las guardan en cámaras para ir sacándolas según las demandas de los mercados, de este modo, durante todo el veranos podemos encontrar naranjas en los supermercados.

    En NaranjasFlorazar.com no disponemos de cámaras ni impregnamos las naranjas con aditivos ni colorantes. Nuestras naranjas son las que nos da el árbol, con sus imperfecciones en la piel pero también con sus vitaminas y nutrientes intactos, pues su estado de maduración es óptimo.

    A estas alturas del año, finales de octubre, todas las fruterías y supermercados disponen ya de naranjas, nosotros todavía no, pues estamos esperando a que el propio árbol nos dé la naranjas en su punto exacto de maduración, con su nivel óptimo de zumo y de azúcar. Todos los años solemos iniciar la recolecta sobre el 10 de noviembre, por lo que sí las temperaturas se siguen manteniendo fresquitas como hasta ahora en el mes de octubre, seguramente para la segunda semana de noviembre ya tendremos naranjas. Estamos ansiosos, ya que este año auguramos unas naranjas muy buenas.

  • 9 de Octubre, día de todos los Valencianos

    Mazapan frutitas

    Hoy 9 de octubre todos los valencianos estamos de celebración. Hoy es nuestro día, un día cargado de simbolismo y tradiciones. Jaime I entró a la ciudad de Valencia un 9 de octubre de 1238, por lo que hoy se conmemora la conquista de Valencia.  Sin embargo, no solo se celebra la conquista de Valencia, también celebramos “Sant Donís”, el día de los enamorados valencianos.

    En el primer centenario de la conquista de Valencia, ésta estaba inmersa en una hambruna que asolaba todos los rincones del territorio. En aquella época, las autoridades decidieron hacer una ofrenda y procesión en honor a San Dionisio, rogándole por los cultivos, pues la cadena de malas cosechas que se perpetuaban desde hacía años había sembrado la hambruna, la cual asolaba todo el territorio del, por aquel entonces denominado, Reino de Valencia.

    Lo cierto es que fueron tiempos muy difíciles para todos los valencianos ya que la mayoría nos abastecíamos de lo que el campo producía y nuestra tradición de trabajar la tierra se remonta históricamente desde los inicios. Se cree que San Dionisio trajo consigo buenas cosechas, por lo que Valencia siempre estaba en deuda con él, así, desde entonces tal día como hoy se le conmemora y se le pide que la próxima cosecha sea fructuosa.

    Acuñado como patrón de los enamorados, es costumbre que los valencianos regalen a sus enamorados la “mocaorà”, un pañuelo de seda (“mocador” en valenciano y de ahí el nombre a esta centenaria tradición) que envuelve en su interior unos dulces de mazapán elaborados artesanalmente por los pasteleros valencianos.

    Los pequeños mazapanes son muy característicos, pues tienen forma de pequeñas frutitas, las cuales hacen referencia a las buenas cosechas que traerá “Sant Donís” y este día los pasteleros valencianos se preparan a fondo cocinando miles de figuritas de mazapán e incluso el Gremio de Panaderos y Pasteleros de Valencia convoca el Concurso de Sant Donís, para elegir la mejor “mocadorà” de entre los hornos y pastelerías de Valencia.

    Así que, aunque hoy sea día festivo para la gran mayoría de los valencianos, los pasteleros trabajan sin parar engalonando sus pastelerías con frutas elaboradas con mazapán y con pañuelos, para que ninguna enamorada valenciana se quede sin su “mocaorà”.

    Hoy para nosotros es un día para pasar con la familia, comer una buena paella y dar un paseo por la huerta. Por supuesto, hemos recibido nuestro presente esta mañana, como símbolo de nuestro amor por los campos  y por la tradición y como símbolo que augura una buena cosecha de naranjas este año.

    La semana que viene permanecer atentos porque si os gustan estos ricos mazapanes, no os podéis perder la receta que publicaremos en nuestro blog. ¡Ideal para grandes y pequeños glotones y amantes de las mandarinas! ;)

  • Ya tenemos mandarinas clementinas

    Mandarina clementina Mandarina clementina

    La mandarina, esa fruta dulce, pequeña, naranjita que enamora con su sabor y textura a todos los públicos, está a punto de madurar.

    Este año la temporada de mandarinas iniciará un poco antes de lo habitual. Normalmente, empezamos a recolectarlas a mediado de octubre,  sin embargo, este año, las lluvias que hemos tenido a final de agosto, que han venido seguidas de una bajada de temperaturas, han provocado que las mandarinas adelanten su maduración adquiriendo jugo y color. Pues los cítricos son frutas que necesitan de unas temperaturas moderadas pero frescas para estar en su punto óptimo.

    El próximo lunes día 5 de octubre iniciaremos la recolecta de las mandarinas clementinas, éstas son muy dulces y jugosas y podrás recibirlas en tu domicilio en formatos de 10 y 15kg a partir del martes.

    Al recolectar las mandarinas cuando están en su momento perfecto de maduración y al no impregnarlas con ceras ni almacenarlas en cámaras para su conservación, las mandarinas pueden aguantar unas 3 semanas desde su recolecta en perfecto estado. Sin embargo, hay que tener en cuenta que se tratan de una fruta natural, que debemos mantenerlas en un lugar fresco y seco, no necesariamente hay que guardarlas en el frigorífico.

    Normalmente, las mandarinas las consumimos de manera natural como fruta fresca, a gajos o para hacer zumo, el zumo de mandarina es muy rico en vitaminas y potasio. También es muy valorada en repostería, para decorar tartas y pasteles; en sorbetes, helados o mermeladas. Pero quizás no es tan conocida en cocina, pues no es tan habitual hacer primeros y segundos platos con esta fruta, sin embargo, se pueden hacer salsas exquisitas para acompañar carnes o pescados, así como combinarlas con vegetales en ensaladas... Desde NaranjasFlorazar.com queremos descubrirte las múltiples posibilidades de las mandarinas, por lo que te incluiremos en cada pedido que nos solicites una receta nueva.

    Por lo que respecta a las naranjas, éstas suelen tardar unas semanas más que las mandarinas en madurar, nuestra previsión es poder iniciar su recolecta a finales de octubre o principios de noviembre, siempre dependiendo de las condiciones meteorológicas. Por otra parte, los pomelos o naranjas sanguinas, son algo más tardíos, los primeros sobre diciembre y las sanguinas a finales de enero. De todos modos, iremos informando de las fechas exactas.

    Estamos deseando que probéis nuestras mandarinas, pues pensamos que están buenísimas y queremos que nos hagáis participes de vuestra opinión, por ello os animamos a probarlas.

  • Clementina y clemenvilla ¿Cuál es tu mandarina favorita?

    campo_mandarinas

    El Mandarino es el árbol que da nombre a la conocida fruta de la Mandarina. Este árbol es muy parecido estéticamente al naranjo o al limonero, la principal diferencia está en el tamaño de sus hojas y flores, ligeramente más pequeñas y alargadas, y, por supuesto, su fruta; “caramelos” ligeramente ovalados y anaranjados con un sabor  y textura exquisitos.

    Como la mayoría de los cítricos, las mandarinas son originarias de oriente, sobretodo de la parte de China. Sin embargo, no fue hasta el s. XIX cuando su cultivo se introdujo en Europa. En la actualidad, España es el país europeo con mayor cultivo de este cítrico, siendo de Valencia el 90% de las mandarinas que se cultivan en nuestro país.

    Como buen cítrico, la mandarina se caracteriza por contener un alto contenido en Vitamina C. Sin embargo, no solo posee esta propiedad, pues son muchos los beneficios que aporta a nuestro organismo.

    Existen diferentes variedades de Mandarinas y nosotros cultivamos dos familias: las Clementinas y las Clemenvillas, ambas son mandarinas muy dulces y jugosas, sin embargo tienen algunas peculiaridades y diferencias.

    Mientras las Clementinas son mandarinas con una corteza gruesa, sin pepitas y de un color anaranjado; las Clemenvillas se caracterizan por tener un color muy rojizo, una piel prieta y fina y con alguna semilla en su interior.

    Como comentamos, ambas son muy dulces y jugosas, pero las clementinas son las favoritas de los más pequeños, pues se pelan fácilmente con las manos y no tiene pepitas, por lo que son una golosina ideal, con muchas propiedades y vitaminas. Precisamente,  para los más pequeños, tenemos las Mandarinas Mini, la única diferencia con las demás es el tamaño, al ser pequeña parece que concentra mejor el sabor, el azúcar y además se adapta a las manitas de los peques de la casa.

    El principal componente de la mandarina es el agua y aunque es una fruta muy dulce, destaca por su cantidad de zumo, por lo que la cantidad de azúcar no es muy elevada y hace que tenga pocas calorías. Además, aporta un alto contenido en fibra, la cual se concentra en la parte blanca que envuelve los gajos favoreciendo el tránsito intestinal (¿sabías que 4 mandarinas al día te proporcionan la mitad de fibra que tu cuerpo requiere diariamente?)

    Por lo que respecta a las Vitaminas, todos sabemos que la Vitamina C es la que reina en los cítricos, pero no es la única, además de está, aunque en menor media, también se concentra la provitamina A, ácido fólico y cítrico, potasio, magnesio, Vitamina B y calcio.

    Las mandarina es una fruta con alto valor antioxidante, esto es gracias a las Vitaminas A y C que contiene. La Vitamina C nos ayuda en la formación de colágeno y a la absorción de hierro de los alimentos. También nos ayuda a reforzar nuestras defensas contra las infecciones. La provitamina A, la cual se convierte en Vitamina A al entrar en nuestro organismo, es fundamental para favorecer la visión, el buen estado de la piel, el cabello…

    Por todo esto, recomendamos el consumo de mandarinas, eso sí, tiene que ser mandarinas naturales, maduradas en el árbol y sin tratamientos ni conservantes que interfieran en su evolución natural, pues dichos tratamientos también interfieren en sus propiedades.

  • Tipos de Naranjas y otros cítricos. Cada variedad a su tiempo.

    Campo de Naranjas Campo de Naranjas

    Al igual que el resto de frutas y verduras, los cítricos también son cultivos de temporada.  A diferencia de otras frutas, como por ejemplo las uvas, las naranjas en sentido amplio sí pueden abarcar muchos meses de temporada en el mercado como producto fresco y recién recolectado.

    La temporada real de las naranjas naturales (hablamos de las Naranjas de Valencia y recién recolectadas del árbol) abarca desde finales de octubre hasta julio. Durante estos casi 10 meses en los que podemos disponer de naranjas naturales, existen distintas variedades que van madurando dependiendo de la época del año.

    En NaranjasFlorazar.com disponemos de tres variedades de naranjas, las cuales nos permiten iniciar la recolecta a finales de octubre o principios de noviembre y terminarla en julio.

    Sin embargo, es importante recalcar que el hecho de recolectar naranjas en octubre o en noviembre depende mucho de las temperaturas, pues la naranja es un cítrico que precisa de temperaturas bajas/templadas para que puedan madurar. Es una fruta principalmente de invierno.

    Las naranjas más dulces, como la variedad La Navelina o la Navel Lane Late, las podemos disfrutar hasta mediados de mayo. En junio/julio, dependiendo de lo pronto que llegue el calor veraniego, está de temporada de la Naranja Valencia-Late que es una variedad de naranja tardía caracterizada por su punto acidez más elevado que el de las naranjas de invierno.

    Con los pomelos o sanguinas pasa lo mismo que con las naranjas y con las demás frutas en general. Disponemos de una variedad de pomelos, Star Ruby o pomelo rosa con varias floraciones, por lo que una misma variedad va madurando durante los meses de diciembre a junio.

    El cultivo que menos tiempo tenemos de temporada es la Naranja Sanguina. Ésta destaca por su llamativo color rojo, característica que le viene gracias al contraste de altas y bajas temperaturas Debido a esto la tememos de temporada únicamente un mes o mes y medio y suele estar madura a finales de enero y hasta principios de marzo aproximadamente.

    Las mandarinas son las primas pequeñas de las naranjas, muy dulces y jugosas que maduran a mediados de octubre y pueden estar de temporada hasta abril (dependiendo de las variedades que se cultiven). Nosotros cosechamos 3 variedades, Mandarinas Clemenules, Mandarina Clemenvillas y tardías.

    Mención especial tiene nuestros limones naturales, los cuales tienen varias floraciones, por lo que van madurando durante todo el año, siempre que las altas temperaturas de verano no arruinen su cosecha.

    ¿Por qué encontramos ahora mismo naranjas o mandarinas en los supermercados y fruterías?

    La explicación es muy sencilla: no es un producto fresco ni mucho menos madurado en el árbol. Las grandes industrias hortofrutícolas recolectan la fruta cuando ésta todavía no está madura, muchas veces incluso está de color verde. Las piezas son impregnadas de ceras y conservantes y las guardan en cámaras para que con el frío de éstas maduren y adquieran el color anaranjado.

    Esta práctica está globalizada y provoca que la temporada de cítricos abarque todo el año, pudiendo encontrar en el mes de agosto mandarinas en el supermercado. El problema de no consumir este tipo de fruta que no está de temporada es que precisamente todas las propiedades beneficiosas para el organismo que aportan estos alimentos han desaparecido. Por un parte, al no dejar que la fruta madure de manera natural se está impidiendo que adquiera las propiedades que la hacen tan beneficiosas. Además, al impregnarlas con ceras y producto químicos para que aguanten más tiempo sin deteriorarse restan vitaminas y propiedades.

    Distinguir una naranja o mandarina que ha pasado por un proceso de maduración artificial respecto de una pieza que ha madurado en el árbol y ha sido recolectada en su punto justo y óptimo es tarea fácil. Por una parte, su sabor no es el mismo y su nivel de zumo y jugosidad apenas se aprecia; a nivel externo, solo con tocar la piel lo podemos comprobar, pues las piezas que han pasado por cámaras tiene una cera y un brillo que las hace parecer de plástico, además al tocarlas en las manos se nos quedará una especie de barniz. Por supuesto la piel de los cítricos que han pasado por este proceso de ceras no puede utilizarse en repostería.

    Es por eso por lo que resulta tan importante consumir productos de temporadas y aprovechar las frutas y verduras que cada época nos aporta, así como sus variedades. Por experiencia sabemos que si compras naranjas de la variedad de Navelina en Febrero, no vas a saborear el mejor sabor de una naranja de Valencia recién recolectada del árbol. Porque en Febrero es temporada de la variedad Navel Lane Late.

    Nuestra historia pasa por un largo recorrido familiar en el cultivo de campos de naranjos. Realizamos el cultivo de nuestros cítricos cuidando cada detalle y controlando todo el proceso.

    Nuestras naranjas maduran en el árbol y no pasan por ningún proceso artificial de manipulación de alimentos, conservándose sin ningún tipo de tratamiento químico para su maduración y coloración. Este proceso permite que puedas recibir en tu casa una fruta 100% natural, con mucho más zumo y con el sabor más intenso de las naranjas de Valencia. Sentirás que tienes tu propio campo de naranjos en casa.

    Esta es nuestra forma de trabajar y con ella, queremos defender el cultivo de las naranjas del mismo modo que lo hicieron nuestros abuelos pero adaptándonos a los nuevos tiempos.

    P.D.T: Puedes enviarnos un mail y te avisaremos cuando las mandarinas y las naranjas estén en su punto y comience la temporada

  • ¿De dónde viene la expresión “Naranjas de la China”?

     

    Naranja Naranja

     

    La expresión Naranjas de la China es muy conocida coloquialmente. Seguro que la has utilizado mil veces sin saber qué quiere significar realmente, de donde viene y porque es una expresión tan famosa.

    Los cítricos en general son frutas originarias de ciertos países asiáticos, además en muchos de ellos se cultivan de manera muy masiva, con amplias plantaciones. El principal productor de naranjas en la antigüedad era China, y sus naranjas eran valoradas y conocidas en todo el mundo.

    Hoy en día, como todo, los cítricos también han evolucionado y, además, de cultivarse un muchos lugares del mundo, hay muchas más variedades que se son originarias de otros lugares, por ejemplo, en Valencia tenemos una variedad que lleva nuestro nombre por todo el mundo, la Valencia-Late.

    Siguiendo con el tema del post y volviendo a la antigüedad, como era comprensible, en aquellos tiempos (s.XVI) las comunicaciones no eran como hoy. Era muy complicado que naranjas que se cultivaran en China llegaran a mercados españoles en buen estado. Sin embargo, los comerciantes, conscientes de que las naranjas Chinas eran las más famosas del momento, afirmaban que en sus negocios se vendían naranjas procedentes del país asiático, cosa que, evidentemente, era tomada como invención por parte de los consumidores y público en general.

    Realmente, los comerciantes no intentaban engañar, pues todo el mundo sabía que se trataba de una broma, simplemente se aludía a que el origen de los cítricos procede de China. Poco a poco la expresión “Naranjas de la China” se fue generalizando y utilizándose de manera coloquial para expresar incredulidad o algo imposible.

    Afortunadamente, hoy los tiempos han cambiado. Las naranjas de Valencia han desbancado a las de Chinas y las podemos consumir en nuestras casas directamente de Valencia y tan solo 24h después de ser recolectadas.

    ¿Será la expresión Naranjas de Valencia el antónimo de Naranjas de la China? ;-)

  • Azahar: usos y aplicaciones de la flor del naranjo

     

    FLOR_ Flor de azahar

    Decía el escritor valenciano Manuel Vicent en su novela Son de Mar que en el levante español “al final de la tarde el aire se vuelve azucarado” y “el aroma de azahar se hace más intenso a medida que avanza la noche”. Y es que la flor del naranjo, con su belleza y su embriagador aroma, ha inspirado como pocas a poetas, artistas y cantantes.

    Desde Miguel Hernández a Luis Cernuda y desde el propio Vicent hasta Joan Manuel Serrat se han dejado seducir por el mágico halo que envuelve al azahar.

    Estos días, con la llegada de la primavera, los campos de naranjos se llenan de estas apreciadas flores y el aire se perfuma con su fragancia. Por eso, es buen momento para descubrir las virtudes, usos y aplicaciones, tanto cosméticas como medicinales, del azahar.

    Azahar, procedente del árabe clásico az-zahr (que significa flores), es el nombre que se da a varios tipos de flores blancas, especialmente a las del naranjo, el limonero y el cidro. Se trata de un tipo de flor que aparece en primavera y se distingue por su característico color blanco y por su penetrante aroma. Es además, muy apreciada por sus notables propiedades, tanto medicinales como cosméticas.

    Así, la flor del naranjo se ha utilizado tradicionalmente para hacer infusiones con sus pétalos secos para tratar o curar diferentes dolencias, como las molestias menstruales, el insomnio (tiene propiedades ligeramente sedantes), los estados nerviosos o las molestias estomacales. Además, con sus pétalos se obtiene también el aceite esencial de Neroli, con múltiples aplicaciones medicinales y usado como ingrediente en varios preparados.

    Sin embargo, su dulce y embriagador aroma le ha valido también gran variedad de usos en cosmética. El agua de azahar se usa frecuentemente como tónico para la piel o, incluso, como desmaquillante natural y la flor del naranjo es un ingrediente habitual en todo tipo de perfumes y fragancias.

    Miel de Azahar

    Para quien tampoco han pasado desapercibidas las virtudes de esta flor es para las abejas. De hecho, la miel de azahar es una de las más apreciadas, ya que es muy cremosa, dulce y perfumada con el especial aroma de la flor del naranjo. Además, múltiples estudios aseguran que se trata de un producto ligeramente calmante y sedante, por lo que resulta especialmente indicada para tomar con leche o infusiones antes de acostarse, garantizando así un sueño reparador y un buen descanso.

  • ¿De dónde proviene la expresión “tu media naranja”?

     

    san_valentin

    Con San Valentín a la vuelta de la esquina en Naranjas Flor Azahar nos ponemos románticos y hemos decido indagar un poco sobre esta expresión tan conocida y usada en muchas culturas. Y es que ¿cuántas veces hemos escuchado la expresión “busca tu media naranja”, “he encontrado mi media naranja” ó “eres mi media naranja”…? seguro que en infinidad de ocasiones, pero ¿por qué se dice media naranja y no media piña o medio plátano? ¿de dónde procede este dicho?

    Esta expresión amorosa tiene muchísimos años, pues data de la época de la Grecia antigua, ya que es acuñado por primera vez en la obra “El Banquete” de Platón. En dicha obra, el cómico Aristófanes pretende elogiar a Eros, dios del amor, con un mito. Según cuenta, en sus orígenes, la raza humana era perfecta, los seres tenían forma de naranja con rostros a ambos lados, cuatro piedras, cuatro brazos y de carácter soberbio, pues incluso desafiaban a los dioses creyéndose superiores a éstos. El todopoderoso dios Zeus, cansada de tanta prepotencia y vanidad por parte de los humanos se enfrentó a ellos y los castigó.

    Zeus partió a cada humano por la mitad, dejándolo imperfecto y condenándolo a buscar su otra mitad para complementarse y ser feliz. Del parecido de los humanos del mito, con el aspecto de las naranjas y de la necesidad de éstos por encontrar su mitad surge el mito de “la media naranja”

    Han pasado miles de años desde que Zeus condenó a los humanos a buscar su media naranja, muchos ya la han encontrado, otros la siguen buscando, mientras que otros han desistido y buscan su medio limón, medio pomelo, media mandarina…

    Y tú, ¿ya has encontrado la tuya? ☺

    ¡Feliz San Valentín!

9 Artículo(s)